Accede a la Masterclass gratuita

3 errores que te impiden encontrar a tu pareja ideal y cómo resolverlos.

3 errores que te impiden encontrar a tu pareja ideal y cómo resolverlos.
5 (100%) 1 vote[s]

Llevas tiempo pensando que nunca vas a encontrar a tu pareja ideal. Has recurrido incluso al uso de plataformas de Internet para buscar pareja, aunque chatear no es lo tuyo. Tus amigas te organizan citas a ciegas y las personas que te quieren te preguntan cómo es posible que, teniendo tantas cualidades y siendo tan maja acabes siempre pasándolo fatal en el amor.

 

Lo sé, empiezas a preocuparte porque van pasando los años y nada cambia. Pasas de una historia decepcionante a otra. Quizás piensas que no es tu culpa, que las mejores parejas ya están pilladas, que en realidad tú tienes mala suerte o que los hombres no quieren comprometerse. Pero en el fondo sabes que te cuentas esas historias para tranquilizarte y no sentirte mal.

 

Ha llegado la hora de ponerle remedio y tú lo sabes.

 

Puede que estés eligiendo una actitud que no es la más propicia para conseguir tus objetivos. Puede que no seas consciente de algunas cosas y quizás este post  te remueva y te haga pensar.

 

Aún así, hoy quiero que te relajes, aunque te hable de errores. Abre tu mente y déjate sentir. Confía en que algo de lo que te cuento aquí puede ayudarte.

 

#Error número 1. Quedarte atrapada en el “victimismo”.

Durante mucho tiempo mi vida sentimental fue como una montaña rusa. Pasaba de la euforia al malestar continuamente. Tenía relaciones que parecían la misma, sólo cambiaba el protagonista de turno, pero el resto, era todo igual. Sentía mucho desánimo y pensaba “Siempre me pasa lo mismo”, “¿Por qué tengo tan mala suerte?” “¿Qué tengo de malo?”.

 

Me quedé atrapada durante años en una especie de bucle en el que cada historia reconfirmaba mis creencias negativas sobre el amor, sobre los hombres, sobre nuestra sociedad y sobre mi futuro. Me sentía rodeada por un halo de tristeza y decepción, me había instalado en el rol de víctima y había olvidado que podía elegir una actitud diferente.

 

Afortunadamente, toqué fondo y pude, por fin, despertar de esa pesadilla. Supe de repente que dependía de mí cambiar las cosas y que eso implicaría esfuerzo y valentía por mi parte. Me decidí a pedir ayuda y empecé la aventura de conocerme y de recuperar el tiempo perdido. Me quedaban muchas cosas por aprender y estaba deseando hacerlo.

 

#Clave 1: Toma las riendas de tu vida y atrévete a cambiar.

“No más excusas, no más escurrir el bulto. Las relaciones son cosa de dos. No existen las relaciones que no funcionan por culpa de los demás. Siempre, siempre, hay una parte que depende de ti (por ejemplo haber elegido a esa persona). Esa parte es la que sí puedes cambiar.”

 

(Todo eso me dije a mí misma).

 

Me propuse construir una nueva “Yo” y, cómo decía  Gandhi, “Ser el cambio que deseaba ver en el mundo”.

 

Tenía la certeza de que si era honesta, coherente y consecuente con lo que sentía y con lo que deseaba, sería más fácil encontrar una persona con esas cualidades para construir un proyecto de futuro juntos.

 

Así fue. Y así puede ser también para ti, si quieres.

 

#Error nº 2. No hacer el duelo tras una ruptura de pareja.

Después de una ruptura sentimental, entramos en modo “duelo”.

 

El duelo es un proceso adaptativo que nos permite procesar la pérdida de algo querido, en este caso la pareja. Todo eso supone que atravesemos el dolor que sentimos y podamos aprender de la experiencia que hemos vivido; que anotemos lo que ya no queremos repetir, que nos aclaremos respecto a lo que sí queremos; que estemos dispuestas a mejorar en lo que no hicimos demasiado bien, a perdonar el daño que nos hicieron y agradecer la oportunidad de haber aprendido tantas cosas.

 

Cuando nos saltamos este paso tan importante y queremos correr un tupido velo sobre esa experiencia, una parte de nosotras se queda  viviendo en el pasado y no nos permite avanzar. No sé si has visto la peli “Atrapado en el tiempo” (te la recomiendo), pues bien, sucede algo parecido a estar viviendo lo mismo una y otra vez.

 

Como en los videojuegos, hasta que no superas el reto, no pasas de pantalla.

 

#Clave 2: Sana las heridas del pasado para poder pasar página.

Te propongo un pequeño ejercicio, responde a estas preguntas:

 

¿Crees que tus heridas pasadas están curadas?

 

¿Qué sientes cuando piensas en tus ex?

 

Si sientes enfado, tristeza, indignación, dolor y cualquier emoción de esas que solemos llamar “negativas”, tienes un trabajo pendiente por hacer. Quiere decir que no has pasado por todo el proceso que te comentaba antes y, por lo tanto, que no has aprendido la lección que esa experiencia te podía enseñar.

 

Si no elaboras tus vivencias, si no profundizas en ellas, te pierdes la oportunidad de seguir creciendo y te quedas, además, atrapada en un bucle sin salida.

 

¿Crees que no puedes hacerlo sola? Pide ayuda. Puedes empezar un proceso terapéutico individual, un proceso grupal o bien leer algún libro de auto-ayuda. Será de las mejores inversiones que hagas en tu vida, te lo garantizo.

 

#Error nº 3: Quedarte atrapada en una teoría falsa sobre el amor y las relaciones.

Mi amiga Eva no consigue encontrar pareja. Ha empezado alguna relación en los últimos años, pero ninguna ha llegado a buen puerto.  Según ella, todos los hombres van a lo que van: son egoístas, poco comprometidos, vagos en casa, orgullosos, aprovechados…

 

La teoría que Eva se ha montado sobre los hombres a partir de sus experiencias dolorosas, junto al hecho de no tomarse el tiempo para procesarlas a fondo y aprender de ellas, hacen que se haya quedado atrapada en un bucle de historias parecidas que se repiten una y otra vez. De hecho, cada vez se hace más fuerte y cala más en su sistema de creencias.

 

Pero, ¿El hecho de que ella viva esas experiencias una y otra vez,  confirma que su teoría es verdadera?

 

¿Hay estudios científicos que demuestran que todos los hombres son así?

 

¿De verdad todos los hombres tienen esas características que ella nombra?

 

¿Es representativa a nivel numérico la muestra sobre la que ella saca sus conclusiones?

 

¿Dirían todas las mujeres lo mismo de los hombres?

 

La respuesta es NO.

 

Eva se ha acomodado en su postura, echa balones fuera y culpa a los demás de su situación. Se ha instalado en la queja porque no sabe cómo cambiar, tiene miedo de hacerlo o quizás es demasiado orgullosa para admitir que tiene que bajarse del burro de una vez por todas.

 

#Clave 3: Renuncia a tus teorías falsas y abre tu mente a nuevas perspectivas.

¿Tienes tú propia teoría como la tiene Eva?

 

Tener una teoría errónea sobre el amor basada en nuestras heridas del pasado, equivale a ponerse unas gafas con las que juzgar las relaciones, el amor, el futuro.

 

¿Son esas gafas oscuras? Sólo verás oscuridad, sólo vivirás oscuridad.

 

La buena noticia es que podemos elegir unas gafas más amables con las que mirar hacia el futuro.

 

¿Cómo?

 

Renunciando a nuestras teorías falsas y disponiéndonos a sustituirla por pensamientos que nos impulsen hacia experiencias felices.

 

Puedes entrenar a tu cerebro para que detecte esos pensamientos que te hunden por completo y los sustituya por otros que de  te hagan sentir motivada y con ilusión. Hay muchas técnicas para adquirir esa habilidad: mindfulness, meditación, yoga, registros de pensamientos, escribir un diario…

 

Toma conciencia. ¿Qué estás eligiendo pensar?

 

Recuerda:  creer es crear.

 

Si crees que ha llegado tu momento, que no quieres seguir dándole vueltas y vueltas a lo mismo y estás dispuesta a trabajar en ti y encontrar a tu pareja ideal, ha llegado la hora de que trabajes conmigo. No te arrepentirás.

 

 

 

Rebeca Torrijos Olivares
rebeca@rebecatorrijos.com

Soy Rebeca Torrijos, te ayudo a construir, desde la comprensión y el amor por ti misma, la estrategia que te permitirá encontrar la pareja que merece a través de técnicas psicológicas y de inteligencia emocional.

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar el análisis de la navegación de los usuarios y mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información pinchando en este enlace sobre nuestra Política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies